La seta «Cola de Pavo» con forma de abanico, nace en el tronco de los árboles y según investigaciones realizadas por la Universidad de Combria (Portugal), podría ayudar a prevenir la pérdida de memoria.

Según la investigación, la ingesta de este hongo podría ayudar a aumentar la capacidad de contacto entre las neuronas. Ana Cristina Rego, una de las investigadoras y coordinadoras del proyecto, asegura que la prueba en ratones ha demostrado el aumento en el número de ramificaciones de las neuronas. Si esto se demuestra en seres humanos, podríamos estar ante una medida de prevención de la pérdida de memoria en adultos.

Una de las claves del estudio, publicado en la revista «oncotarget«, es que los ratones han sido alimentados por porciones del hongo trituradas y no por extractos que podrían hacer que las propiedades se perdiesen.

El objetivo de este estudio, es demostrar que una dieta con este suplemento puede favorecer al envejecimiento saludable y al aumento de las dentritas, responsables de recibir y enviar impulsos a las neuronas entre si.

La próxima fase del estudio, será aplicar esta dieta en ratones modificados genéticamente para reproducir el alzheimer.

Los investigadores responsables de este proyecto, tienen la hipótesis de que este hongo tiene propiedades prebióticas, y que por lo tanto podría reportar beneficios para la digestión, la absorción de nutrientes, fortalecer el sistema inmunológico e incluso influir en el cerebro gracias a los efectos antiinflamatorio y antioxidante.

Desde Euclinic estaremos atentos a esta fascinante investigación que podría ayudarnos con enfermedades tan importantes como el alzheimer ¡Saludos saludables!